Proyecto de recuperación del río Piles (Gijón) - Equipo interdisciplinar de la Universidad de Zaragoza dirigido por Francisco Pellicer

Dirigido por Francisco Pellicer, con participación de Samuel Barrao entre otros investigadores de UZ

El Ayuntamiento de Gijón elabora actualmente un Plan de Acción para la mejora del estado hidrobiológico del río Piles en el tramo urbano de Gijón, que tras décadas de agresiones ambientales y abandono, presenta episodios de alta contaminación en la zona intermareal desde el Anillo Navegable de Gijón hasta la desembocadura en la playa de San Lorenzo.

A esta iniciativa ha querido sumarse el Real Grupo Cultural Covadonga (RGCC) que comparte la preocupación por la contaminación de las masas de agua que amenazan el desarrollo de las actividades deportivas y recreativas en anillo navegable y la playa de San Lorenzo y degradan el territorio fluvial en el tramo urbano de Gijón. Al efecto, el RGCC ha encargado un proyecto de recuperación a un equipo interdisciplinar de la Universidad de Zaragoza dirigido por el geógrafo y profesor Francisco Pellicer, del que forman parte los profesores Beatriz Setuáin (Derecho Administrativo), Carlos Ávila (Arquitectura y Urbanismo) y el investigador Samuel Barrao (Geografía y Ordenación del Territorio), además de la colaboración de Juan Antonio Ros (Ingeniería Mecánica) y Javier Lucientes (Patología Animal). Pellicer y Setuáin son miembros del grupo de investigación Agua, Derecho y Medio Ambiente (AGUDEMA), mientras que el investigador Samuel Barrao desarrolla su actividad en el grupo Clima, Agua Cambio Global y Sistemas Naturales, ambos integrados en el Instituto Universitario de Investigación en Ciencias Ambientales (IUCA) de esta universidad.

Previamente, el Ayuntamiento de Gijón, basado en un informe sobre cianobacterias, se había planteado el desmantelamiento de las compuertas del anillo navegable y la consiguiente desaparición de la actividad deportiva en el río Piles. El equipo dirigido por el geógrafo Francisco Pellicer, en una primera fase, puso de manifiesto las notables carencias y faltas de rigor del informe científico que justificaba la toma de decisión política de desmantelar el anillo navegable. En el informe definitivo, ha presentado un análisis complejo y riguroso del estado de la cuestión, poniendo de manifiesto las debilidades, amenazas, fortalezas y oportunidades y elaborando un plan estratégico. Como punto de partida se analiza la totalidad de la cuenca, las deficiencias en las infraestructuras hidráulicas y el riesgo de inundaciones para más adelante plantear una serie de alternativas que hagan compatible la renaturalización del río y sus riberas y el aprovechamiento del equipamiento deportivo inmerso en sus aguas.

Las alternativas son de distinta naturaleza y alcance: modificaciones y gestión inteligente de las compuertas, la ampliación de la sección hidráulica para reducir las inundaciones, el incremento de la accesibilidad y seguridad de la instalación y la mejora paisajística eliminando gran parte de los muros de hormigón y sustituyéndolos por rampas verdes renaturalizadas, integrado todo el conjunto en una infraestructura verde. Entre otras medidas no estructurales, el equipo de la Universidad de Zaragoza propone la creación de un órgano supramunicipal de gestión para la cuenca del río Piles en el que se integren las distintas administraciones competentes y la representación corresponsable de la sociedad civil. "La gobernanza se considera hoy una de las claves del éxito en la gestión de los corredores fluviales urbanos donde la complejidad de factores naturales y culturales alcanza una de sus máximas expresiones" afirma el geógrafo y líder del equipo multidisciplinar, Francisco Pellicer.

En los próximos días, una representación de la directiva del Grupo Covadonga presentará el proyecto al Ayuntamiento de Gijón, con intención de acudir también al Gobierno del Principado de Asturias y tratar de recabar los mayores apoyos a un proyecto que buscaría la aportación de fondos europeos. Pellicer considera que "la Unión Europea estaría muy interesada en apoyar proyectos medioambientales en los que encaja perfectamente la recuperación del río Piles como escenario para la práctica de deportes y para el disfrute de la ciudadanía" y subraya "la oportunidad que ofrece el degradado río Piles para invertir las tendencias actuales y convertirlo en un eje donde la calidad ambiental se funda con el disfrute ciudadano del recurso fluvial."